“TE DEUM LAUDAMUS” (A TI DIOS TE ALABAMOS)
CON MOTIVO DEL 157 ANIVERSARIO DE LA RESTAURACIÓN DE LA
REPÚBLICA Y DE LA INSTALACIÓN
DEL LIC. LUIS RODOLFO ABINADER CORONA
COMO PRESIDENTE CONSTITUCIONAL
PARA EL PERÍODO: 2020 – 2024

1- ACCIÓN DE GRACIAS A DIOS.

Muy significativo que, entre las actividades protocolares de la toma de posesión de un nuevo Presidente (nuevo gobierno), esté este tradicional Te Deum. Significa que se tiene en cuenta a Dios, se reconoce a Dios como
un valor importante para nuestras vidas y para la Patria.

A ese Dios que es el Señor de la historia, Señor de la Creación, le damos
gracias y lo alabamos:
Le damos gracias por este día.
Le damos gracias por la Patria.
Le damos gracias por la vida.
Le damos gracias por este momento histórico, que estamos viviendo, la
Toma de Posesión de un nuevo Presidente con su equipo de Gobierno.

Este Te Deum, no puede quedarse en un mero acto tradicional. Es preciso que participemos en esta celebración, como lo que es: “un acto litúrgico”. En la liturgia, los creyentes celebramos nuestra FE. Es decir, que este “Te Deum” se convierte en una profesión de FE en Dios, el Señor de la historia, el Dios vivo, en el que nosotros “vivimos, nos movemos y existimos”, como nos dice el Apóstol San Pablo.

2- LA RESTAURACIÓN.

Hoy celebramos el 157 aniversario de la Restauración de la República. Todos conocemos nuestra historia: Después de la Independencia, algo o alguien dañó la libertad conquistada y gracias a la acción de unos hombres con un alto sentido patriótico, “se restauró la libertad perdida”.

El concepto “Restauración”, me lleva a pensar en una obra de arte o un monumento que, por la inclemencia del tiempo o algún fenómeno natural pierde su belleza original o su originalidad. Recientemente hemos restaurado la Iglesia Santa Bárbara hoy “Catedral Castrense”. Fue necesario un equipo de expertos para dar a este monumento su
originalidad y su belleza.

La Restauración de la República, que celebramos hoy no fue otra cosa.

Pero no podemos concebir la Restauración sólo como un hecho histórico y recordar ese hecho como algo del pasado. Pienso que la Restauración es algo actual y vuelvo a la imagen del monumento que cada cierto tiempo hay que retocarlo, restaurarlo.

Después de aquellos hechos restauradores, ha habido muchos acontecimientos y fenómenos que han dañado la República. Dañar la República quiere decir, dañar estructuras, dañar la naturaleza y el medioambiente. Pero, sobre todo, dañar a las personas en sus derechos y su dignidad.

Lógicamente, ustedes y yo pensamos en una República dañada por la pandemia del COVID-19. Todos conocemos la realidad en que estamos viviendo sobre todo en el aspecto salud.

Pero hay otra pandemia que ha maltratado nuestra República. Le pido prestada la idea a mi hermano Freddy Bretón, el Arzobispo de Santiago, que habló de las dos pandemias: El Coronavirus y los Políticos (campaña electoral).

Para restaurar el país de los efectos de estas pandemias necesitamos buenos y decididos restauradores. Señor Presidente, hoy usted asume esta dura tarea de restauración. Organice su Gobierno de tal manera que pronto veamos un avance en la superación de esta situación. El presupuesto para salud hay que subirlo.

Me agrada sobremanera lo que le he oído decir: su concepción del Presidente como un servidor. Es así. El Presidente tiene que concebirse a sí mismo como el primer servidor de la Patria. Pero también todos sus colaboradores deberán tener esas actitudes. Si descubre en algunos de sus colaboradores que en vez de servir al pueblo buscan servirse del
pueblo, no dude en separarlos de su lado.

3- INVITACIÓN A LA ADORACIÓN.

Ahora pasamos a la Adoración del Santísimo Sacramento. Jesús Eucaristía, presente entre nosotros. A Él le presentamos este nuevo Gobierno. Oramos por el Señor Presidente Lic. Luis Abinader, la Señora Vicepresidenta Lic. Raquel Peña y sus familias. Oramos por todos sus ministros. Oramos por todo el pueblo dominicano.

Ave María Purísima.

entradas relacionadas

Constestanos

*

*